Ivana Facundo: “Es muy importante que de una vez por todas nos eduquen a preguntarnos qué queremos hacer en la vida”

Foto Ivana GdT

No lo puedo negar. Esta entrevista es especial. Ivana Facundo no es tan sólo una emprendedora que ha cogido con fuerza las riendas de su vida, sino también una mujer que creció conmigo. Juntas vivimos la dureza y la efervescencia de la adolescencia, y juntas también dimos paso a la aventura de comprometernos con la vida y sus responsabilidades. Es de esas historias de amistad que no se rinden a la distancia o al paso del tiempo, y que por algún motivo siempre están ahí. Siempre. 

Hoy quiero que conozcáis su historia más reciente. La historia de una mujer de 29 años que un día dejó Barcelona para seguir su instinto. Lo que a priori fue una locura por amor, se ha convertido en un proyecto personal y profesional. Se llama Grenier de Trucs y, en este preciso instante, es el camino que le ha mostrado de lo que es capaz de hacer. Dar el salto al emprendimiento no es fácil, y más cuando ella nunca se lo había planteado. Pero leyendo esta entrevista uno se percata de que, al final, es la vida la que te sorprende. La que decide ponerte a prueba y mostrarte que nada es imposible o, por lo menos, que todo se puede intentar. Que todo lo que has hecho en el pasado, al final, tiene sentido en el presente. Y sino, que se lo pregunten a ella: de formación, productora (cine, radio, Tv y teatro) y estudiando Diseño de Interiorismo; con un contrato indefinido en una gran multinacional; independizada; con amigos; con una familia que la adoraba… Pero París fue la dueña de su decisión. Empezó trabajando para la productora de cine de su actual pareja y hoy, Grenier de Trucs, se nutre de su formación en fotografía, producción y diseño. Todo encaja. 

Siempre fue una luchadora, pero siempre pecó de lo que pecamos todos: de la inseguridad. Hoy, este post se lo dedico a ella porque es un ejemplo de resiliencia. De seguir a pesar de todo. Del miedo. De la incertidumbre. Pero también quiero que esta entrevista os ayude a descubrir quiénes sois realmente y a luchar por encontrar vuestro cometido en el mundo.

Ivana, ¿cómo nace Grenier de Trucs?

Todo empezó con un problema de espacio en mi casa de París. Siempre me han gustado las cosas antiguas con toques modernistas y vinculadas al estilo vintage, y sin querer todo aquello que compraba para mí se convirtió en un cúmulo de cosas que comían el espacio. De hecho, fue mi pareja quien me dijo que teníamos que darle solución a aquello… jajaja… Finalmente, decidí anunciar algunos de aquellos objetos en una web de compra/venta de Francia y se vendieron. Me sorprendió. Y entre eso y que por aquel entonces disponía de tiempo libre, decidí crear un blog propio y vender directamente yo los objetos. Y la cosa empezó a funcionar.

¿Se puede decir que has conseguido vivir de ello?

Ahora mismo, mis ingresos mensuales son de unos 1.000 – 1.200 euros, y en Francia no es una gran cantidad. De todas formas, la creación de un proyecto implica no tener un buen salario al principio. Pero, en mi caso, no he tenido que llevar a cabo una inversión inicial y eso no es lo habitual. Ahora bien, viendo como el proyecto avanza en tan poco tiempo, me voy a plantear esa inversión. Ahora sí.

Evidentemente, no te esperabas que fuese todo tan bien y tan rápido…

No. Y aunque todo lo he hecho yo sola, mi pareja me ha ayudado mucho. Sobretodo, como apoyo moral. Fue este pasado mes de diciembre (2013) cuando decidí lanzarme, y él fue el primero que me dijo que creyese en esa idea, que estaba convencido de que funcionaría. Mis dudas, al fin y al cabo, nacían del hecho de que yo no soy de Francia. No es mi país. No es mi idioma. Son otras reglas. Pero él siempre ha estado ahí. Por otra parte, ¿qué iba a hacer? En breve se me acababa el paro y muchos amigos míos me decían que veían algo especial en Grenier de Trucs. Que no lo dudase porque, aunque habían portales que ofrecían cosas muy similares al mío, no estaban poniendo toda la carne en el asador. Era mi oportunidad. Muchos de esos amigos dieron este mismo paso hace tiempo y entienden el proceso emprendedor por el que estoy pasando, de manera que han sido una fuente de empuje.

¿Qué has descubierto de ese mundo emprendedor?

Que cuando entras en la rueda, mucha gente está dispuesta a ayudarte. Incluso, con dinero. Personas que invierten un pequeño capital y que asumen que si el proyecto no sale bien lo perderán. Pero que si funciona, obtendrán ciertos intereses aun y siendo yo quien decida la cantidad… Al final, son amigos. ¿Y sabes qué? Ahora, con casi 30 años, no me planteo volver a ser una asalariada. Quiero intentarlo. Cuando ves que esto funciona, no hay nada ni nadie que te pare.

Profundiza en esa idea, Ivana…

Mira, nunca había trabajado tanto en mi vida, pero tampoco nunca había disfrutado tanto. Es una energía positiva que transmites a los demás y que yo jamás había percibido de mí misma antes. Si algo he comprobado es que no podemos depender siempre de grandes empresas o jefes que, al final, no van a valorar tu trabajo del mismo modo que lo puedes hacer tú. Antes de venir a vivir a Francia, trabajaba para una gran multinacional y allí era el último mono. Toda mi energía se quedaba en aquel edificio y la única recompensa era el dinero.

Háblame del dinero…

Nos pensamos que el dinero puede cubrir todas nuestras necesidades, pero… ¿Trabajamos para vivir o vivimos para trabajar? A día de hoy, no sé cómo voy a pagar mi parte del alquiler (constantemente tengo que comprar objetos nuevos para Grenier de Trucs y el dinero vuela…), pero sé que esto está funcionando. Y te diré una cosa: si no puedo permitirme comer fuera, soy muy feliz con mi plato de arroz y aceite de oliva.

¿Por qué París?

Me vine a vivir hace un año y medio. Por amor. En aquel momento yo vivía en Barcelona, trabajaba en la multinacional y estudiaba diseño de interiorismo. Una vida más o menos ordenada, pero sólo eso. En su día yo estudié Producción porque quería acabar trabajando en el mundo del cine, y cuando conocí a Jourdan me dijo que él era director y que estaba creando su propia productora. Coincidencias… Ya hacía tiempo que había desechado la idea de trabajar de ello en España tal y como estaban las cosas, de manera que se me presentó un camino doblemente apasionante: amor y trabajo. Evidentemente, no fue fácil tomar la decisión. En aquellos momentos las cifras del paro en España crecían sin parar y yo tenía un contrato indefinido… Tampoco hablaba francés… Pero él, que es un soñador nato, me dijo: da igual. La verdad es que él me ha hecho creer, no sólo en mí misma, sino en la fuerza de mi proyecto Grenier de Trucs. Gracias a él aposté por un cambio laboral y de vida.

grenier
http://www.grenierdetrucs.com/

¿Cómo fueron los inicios de esa nueva vida?

Sinceramente, cuando tomé la decisión lo que menos me importaba era dejar el curro. Me dije: ¡Ya veré qué hago! Aquí, en Francia, todavía es más fácil encontrar trabajo y de hecho, a los 15 días, conseguí uno. Pero hice una lectura que no había hecho antes: había aceptado aquel trabajo porque pensé como hay crisis, cógelo y no te quejes. ¡Error! Sé perfectamente que en España hay mucha gente que lo está pasando mal, muy mal, pero también creo que es una oportunidad para incentivar la creatividad. Ahora no pasa una semana que no conozca a españoles que están lanzando algún proyecto. Si esto es la crisis, bienvenida sea.

¿De qué pasta estáis hechos los emprendedores?

En mi caso, le tengo miedo a pocas cosas. Si no fuese así, determinados aspectos de mi vida no hubiesen funcionado. Y entre ellos está mi proyecto. Desde su lanzamiento (hace 5 meses) empezó a funcionar y, en general, se necesitan de 2 a 3 años para que un negocio empiece a dar beneficios. Y algo importante: el emprendedor tiene que luchar, no derrumbarse y, sobretodo, ¡no hace falta que tenga una idea! Nos obsesionamos con ello y, en muchas ocasiones, emprender es también creer y colaborar en la idea de otro. Yo, por ejemplo y si somos exactos, nunca me planteé crear todo esto, pero disponía de mucho tiempo y de una ciudad para conocer. Al final, simplemente tuve una sensación y me di cuenta que, cuando la compartía, recibía el feedback de mucha gente que veía que todo esto podía ser algo.

El poder de la colaboración…

Exacto. De algún modo siento que estoy viviendo aquellos tiempos del trueque donde compartiendo mis ideas, otros te ofrecen las suyas. Un ejemplo: no tenía mucha idea de cómo crear una web y fueron unos amigos quienes me echaron una mano. Después, por supuesto, está el instinto… Hay 50.000 webs que ofrecen lo mismo que Grenier de Trucs, pero mis nociones de fotografía y de diseño de interiorismo me han permitido diferenciarme. Cuando entras en la web no sólo ves un objeto, ves una historia. Yo le doy un lugar y un cometido a ese objeto y, por tanto, ofrezco ideas de cómo sacarle provecho a algo que, a priori, no sabrías dónde y porqué colocarlo.

Háblame de los miedos. ¿Existen en esta aventura que has emprendido? 

Son pocos, pero hay uno fundamental: el miedo al fracaso personal. A este proyecto le estoy dedicando muchas horas e ilusión y siempre está ahí la inseguridad de ¿lo conseguiré? Pero tengo muy claro que hay que ser persistente y creer. Después, está la paciencia… tengo poca… y en casos así debes apoyarte en tu entorno y que sea éste el que te ayude a tenerla. En el fondo, ¿qué puede pasar? ¿Que no funcione y que tenga que buscar un curro de lo que sea? Si tiene que ser será. Ahora bien, algo esencial para que esto siga adelante es tener un buen plan de empresa. ¡No tenía ni idea de cómo hacer eso! Así que otra vez vuelve a ser importante el saber pedir ayuda.

Gran y difícil aprendizaje… ¿Qué más has aprendido de todo esto?

Que yo puedo. Que soy una emprendedora aunque hasta hace unos meses no tuviese ni idea de ello. ¿Sabes? La sociedad está montada de tal forma que nos creemos simples asalariados que se conforman con lo que hay. Durante esas 8 horas de trabajo no tienes la posibilidad de plantearte algo esencial: ¿qué puedo hacer de bueno por el mundo? Por ello, más que nunca, me he dado cuenta de que los momentos de dificultad y soledad son una gran oportunidad para encontrar ideas.

Y en esos momentos de soledad por los que seguramente sigues pasando, ¿qué has descubierto?

La importancia de ser rigurosa, de que cuando quieres algo de verdad vas a por todas y… lo que significa amar el trabajo.

¿Y amarte más a ti misma?

Sin duda… Pero te reconozco que eso es lo que más ha costado, y ha sido mi pareja la que más me ha ayudado en ello. Es increíble la sensación, pero sí… Me veo más capaz. En ocasiones, intento escuchar a esa Ivana de dentro que me explica lo que ha conseguido y pienso: qué heavy… Y lo curioso de todo esto es que ahora necesito rodearme de gente que se exige de igual modo que yo.

IMG_4016Grenier0405¿Crees que todo este proceso profesional y personal que estás viviendo ahora mismo hubiese sido posible en España?

No lo sé. Pero tampoco creo que tenga que ver con el lugar, sino con la educación que recibes. Aquí, en Francia, la gente no deja de tener proyectos. Todo el mundo tiene algo en mente o se lanza a conseguirlo. En España, nos movemos menos. Un claro ejemplo de ello es que gran parte de los parisinos que conozco no son de aquí y se desplazan allí donde sea necesario. Creo que, en el fondo, a los españoles nos cuesta convivir con los cambios y… ¡los cambios son buenos!

Que te lo digan a ti…

Sí, jajaja…

Me imagino que el concepto estabilidad ya forma parte de tu pasado…

Absolutamente. La energía positiva de nuestro país se ha ido fuera, de manera que es muy importante que de una vez por todas nos eduquen a preguntarnos qué queremos hacer en la vida. Seamos sinceros: mucha gente todavía ni se lo ha planteado.

Pide un deseo para el futuro que se te presenta.

Que mi proyecto funcione para poder crear un equipo y dedicar parte de mi tiempo a acompañar a gente que quiera dar el salto al emprendimiento. Ayudarles y decirles que si no son felices haciendo lo que hacen, que nunca duden de que si quieren, pueden. Adelante. Pide ayuda y hazlo.

@DimpelSoto

Anuncios

2 thoughts on “Ivana Facundo: “Es muy importante que de una vez por todas nos eduquen a preguntarnos qué queremos hacer en la vida”

  1. May I just say what a comfort to uncover somebody
    that genuinely understands what they’re talking about over the internet.
    You actually understand how to bring an issue to light
    and make it important. More people ought to check this out and understand this side of the story.
    I can’t believe you aren’t more popular because
    you most certainly have the gift.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s